Tres consejos para ser feliz

3 enero 2013

Leyendo una revista me encuentro con un artículo interesante en el que se nos recomienda tomar tres acciones muy concretas para tener una vida más feliz. Bueno, en realidad más que acciones a realizar, son actividades para “dejar de hacer”.

Según el autor de la nota nuestra vida podría ser mucho más feliz sin tan solo nos esforzáramos por dejar de:

1.- Culpar. 

2.- Alardear.

3.- Quejarse.

Culpar: Creer que todo cuanto nos sucede en la vida es por culpa de alguien más es probablemente el hábito mental más dañino en un ser humano. Nadie es más responsable de tu propia vida y sus resultados que tú mismo.

Alardear: Vivir tratando de impresionar a los demás buscando cumplir sus expectativas es un camino seguro al fracaso. Como bien diría el comediante Bill Cosby “No conozco el secreto para el éxito, más puedo jurar que el secreto par el fracaso es tratar de quedar bien en todo con todo el mundo”

Quejarse: Definitivamente la última manera de poder arreglar un problema es llorando por su existencia. Quejarse es una actividad que requiere mucha energía y cuyos resultados son poco productivos en aras de conseguir las metas que nos proponemos.

Coincido plenamente con la idea de este artículo. Si bien no estoy seguro que dejar de culpar, alardear y quejarse nos lleven a la felicidad completa, si estoy seguro que no dejar de hacerlo es un boleto seguro a la desdicha personal.

Anuncios

Te estoy viendo…

1 marzo 2011

¿Alguna vez nos hemos puesto a pensar en la influencia que tenemos en nuestros pequeños? Este video me sacó hasta la más remota lágrima.

Como alguna vez alguien me comentó… “Los mayores somos el espejo en el que se reflejan las nuevas generaciones” . Como padre me siento con la enorme responsabilidad de ser mejor persona primero yo, para luego provocar que mis hijos también lo sean.


Aprovechar la oportunidad

26 junio 2010

Recién acabo de recibir la noticia de que he sido aceptado en la matrícula de un curso empresarial de bastante renombre en mi país. Por fortuna, la empresa en donde laboro me apoyará económicamente para poder llevar a cabo estos estudios.

Pero al mismo tiempo que esto me sucede a mi, mi esposa me acaba de contar que recién conoció a alguien que ya ha aplicado para estudiar en dicha institución con anterioridad y, aunque también fue aceptado, no cuenta con los medios suficientes para pagar dichos estudios.

¡Que mal! Mucha gente valiosa se pierde de excelentes oportunidades por el factor económico.

Sin embargo esto me hace valorar mucho más la oportunidad que yo si tuve la dicha de recibir. Así que espero poder aprovecharla al máximo para que Cristo sea el más beneficiado de esta nueva andanza educativa que voy a emprender.

Ya lo decía el tío del Peter Parker (Ben Parker) el protagonista de la película del Hombre Araña…

“Peter.. a great power comes with a great responsability” (Peter, un gran poder siempre viene acompañado de una gran responsabilidad)

¡Espero no defraudar el Señor que me bendice con dicha oportunidad!


A %d blogueros les gusta esto: