En la salud y en la enfermedad

Un bicho desastroso ha entrado en mi cuerpo desde hace un par de días y me ha tumbado en cama.

Tos, mucho escurrimiento nasal, dolor de cabeza y temperatura son algunos de los molestos síntomas que me aquejan.

Sin embargo, dentro del caos que es mi cuerpo, mi mente se mantiene al tanto de lo que sucede a mi alrededor cuando me veo obligado a detener mi rutina laboral.

Y de entre todo lo que observo, lo que siempre me ha llamado la atención en este tipo de situaciones es el gran amor y cariño que recibo de mi amada esposa.

No es precisamente que me guste enfermarme, pero con una mujer como la mía, resulta muy confortante y apacible estar convaleciente.

Resulta que como siempre, ella hace honor a nuestra promesa matrimonial de estar juntos en todo momento, en la salud y en la enfermedad.

Ella sigue con su ajetreada jornada maternal (llevar niños a uno y otro lado de la ciudad según la actividad académica o deportiva que corresponda) más no por eso deja de chiquiarme y consentirme.

Es fácil estar junto a alguien cuando las cosas marchan bien, pero el verdadero amor resulta de acompañar al ser amado justo en lo opuesto, en la dificultad.

Durante la noche de ayer no pude dejar de toser por varios momentos y seguro esto provocó que ella interrumpiera su sueño en más de una ocasión por mi culpa, más nunca me lo hizo saber y en ningún momento se quejó.

Ese pequeño detalle significó mucho para mi pues se lo difícil que le resulta a ella conciliar el sueño y seguramente mis ataques de tos la mantuvieron en vela.

Hoy, durante todo el día, se llevó a mis hijos para que me dejaran descansar y hasta optó por cancelar un compromiso mañana por preferir que yo me siga recuperando.

Repito, son detalles simples, pero yo los veo extraordinarios pues viene de la mujer que amo.

Es en estos momentos de enfermedad cuando ella vivifica la promesa que hace más de ocho años le hicimos a Dios de estar juntos hasta el final, en los momentos buenos y malos,
en la salud y en la enfermedad.

¡Y todo esto me ayuda más que cualquier medicina!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: