Amar a alguien..

31 octubre 2011

Amar a alguien significa, en última instancia…

“Llevarle al bien y la verdad…Llevarle de regreso a Dios”

Punto.

Anuncios

A prueba de fuego

24 octubre 2011

Hace un par de semanas navegaba por mi cuenta de Facebook y noté que una de mis amigas publicaba en su muro la siguiente frase: “Fireproof, la película que está salvando matrimonios en Estados Unidos”.

Tras sorprenderme un poco por la peculiar recomendación, no pude esperar para tratar de conocer un poco más sobre la misma. Me metí a internet para ver el “trailer” y me quedó claro que algo interesante había detrás de la misma. Así, este fin de semana por fin logré rentarla para verla en casa con mi esposa.

El resultado: ¡Maravillosa!

Es una película verdaderamente épica  que versa sobre el matrimonio como misión de vida y el papel de Dios en el mismo.

La película narra la experiencia de un bombero quien siendo capaz de hacer actos heroicos para salvar vidas de personas desconocidas, no está logrando salvar su propio matrimonio el cual vive un gran incendio desde hace tiempo. De la mano de una de las personas que más le ama en este mundo, su padre, nuestro protagonista empieza un recorrido de encuentro con el verdadero amor a Dios y a su esposa a través de los ojos del verdadero amor.

No les cuento más. La película ya está disponible en Itunes para renta o compra y vale mucho la pena hacerse de ella.

Mi esposa, al terminarla de ver, acabó concluyendo que esta era desde ahora, su película favorita.En un mundo en donde pareciera que abundan productos y influencias que promueven la destrucción de la institución más poderosa del mundo, la familia, se agradece que existan esfuerzos como este que buscan revalorizar aquello que verdaderamente es fundamental en el mundo: Dios.

Aquí el trailer de la misma.


Cambio de opinión…

19 octubre 2011

No es muy normal que uno encuentre en un blog a una persona diciendo lo siguiente:

“Hey amigos lectores, se acuerdan lo que escribí hace tiempo… pues ya no pienso lo mismo”

En mis ya varios años de trabajo y seguimiento a las redes sociales, juro que no he encontrado esta postura. Pero no por ello creo que sea incorrecto o mala…

De hecho, hoy me veo en la necesidad de hacerlo yo mismo.

Hace dos años publiqué en este blog mi posición personal sobre el debate de  “dar o no dar limosna a las personas en la calle” (Aquí pueden volver a revisar dicha entrada).

En su momento comenté que yo optaba por si dar limosna. Argumenté que dicha postura obedecía no tanto a un intento por erradicar la pobreza en el mundo de esta manera, sino más bien a la idea de que al yo dar, ponía en práctica un hábito más que benéfico en cualquier persona: la generosidad. Así, publiqué que yo si daba limosna a los pobres respaldándome en la idea de que lo hacía por mi, más que por ellos.

Pues bien, mi postura con respecto a dicho tema ha cambiado.

Verán…

Recuerdo bien que hace 20 años, en una de las calles cercanas a donde vivo, un señor vestido de pobreza se intentaba ganar la vida pidiendo limosna en la esquina de dicha avenida. Tenía un saco azul sucio, roído y grande y un sombrero de palma, mismo que extendía en su mano boca arriba para pedir limosna de coche en coche.

Hoy, 20 años despues regreso a esa misma calle y me encuentro que dicho señor…  ¡Sigue haciendo lo mismo! Ahora un poco más canoso, pero vestido con la misma ropa (¡en serio!) y llevando a cabo la misma actividad: pedir limosna.

Viéndole me detuve y pensé el lo siguiente…

“Dios mío, ese hombre no ha mejorado en 20 años… ¡Sigue viviendo de la misma actividad!”

Producto de dicha reflexión saqué las siguientes conclusiones…

1) La única razón que existe para que una persona se mantenga haciendo algo durante 20 años es por que… ¡Le conviene hacerlo!

2) Si en algún momento de esos 20 años, alguien le entregó una moneda a ese hombre para “supuestamente” ayudarle, solo estuvo contribuyendo a una sola cosa: provocar que siguiera haciendo lo mismo.

3) Piénsenlo así, ese señor ha hecho esto por 20 años pues… “es redituable hacerlo“. ¿Por que habría de buscar otra opción para ganarse la vida si la limosna es su modus vivendi?

4) Quienes dan monedas a estas personas solo están logrando que ellas encuentren una mina de oro que puede durarles por los próximos 20 años. De hecho, durará hasta que deje de representarles una fuente segura de ingreso.

5) ¿Se trata de ayudarles cierto? Pues no les ayudes a que la limosnear sea una forma de vivir.

6) No, esta persona no se ira a robar si no recibe tu dinero!!! ¿Te has fijado que practicamente todos los que piden limosna tienen más de 60 o 70 años de edad o son mujeres con niños? ¿Tú crees que estas personas de la tercera edad y mujeres se van a poner a robar? Quienes lo hacen se aprovechan de su fuerza física, no necesitan pedir dinero.

7)Aceptémoslo, quienes le damos limosna a estas personas lo hacemos no por saber que les estamos ayudando, sino por tratar de evitarnos la culpa de no haber contribuido a sacarle de la pobreza. Pero en serio… ¡Pagando por su limosna le estás aprobando su actividad! (Si están haciendo eso es por que es NEGOCIO). Siéntete más culpable si lo mantienes ahí.

8) ¿Quieres ayudarles?  Contribuye con las asociaciones y organizaciones que ya han diseñado planes de asistencia social. Mejor aporta tu donativo ahí. 

9) Repito… Darle una moneda a una persona limosnera no le está sacando de la pobreza. Lo haría si ese dinero lo supiera invertir en algo productivo, lo que por supuesto no hará.

10) Una persona puede pasar 20 años viviendo de la limosna (incluyendo su posible participacion en redes de trata de personas que viven de explotar esta situacion). 

Así, hoy pienso que dar limosna bien puede ejercitar mi hábito de la generosidad, pero dado que también contribuye a fomentar una situación para mi indeseable, es que hoy cambio mi parecer.

¡No fomentemos que dicha actividad sea un negocio altamente redituable de 20 años o más!

Mejor enfoquémonos en crear la mejor ayuda posible que una nación puede ofrecer a su gente… ¡Empleo!

Pues bien, habiendome valido del dicho popular que dice que “es de sabios cambiar de opinión”, les pregunto… ¿qué opinan al respecto?


Mejorar mi ortografía…

18 octubre 2011

No puedo decir que mi ortografía es mala… (eso creo). Pero tampoco puedo argumentar que es excelente (nadie es perfecto…¿Ok?)

Hace un par de días reparaba en la idea de que los procesadores de texto computarizados no nos han ayudado mucho a los seres humanos en este ámbito.

Si bien todos los programas de escritura vienen equipados con correctores ortográficos integrados por omisión, yo he decidido desactivar esta función de mi máquina.

¿Por qué?

Por que estos provocan que las personas se confíen de sus escritos, suprimiendo la vieja y clásica actividad de revisar” los documentos que se escriben. (Vale la pena decir que yo leo hasta tres veces cada publicación de este blog)

El revisar y corroborar lo que se escribe, es una actividad clave en el proceso de aprendizaje de la ortografía.

Así que ahora que ya no cuento con la ayuda de la famosa “línea roja” que me avisaba de mis torpezas ortográficas, me estaré viendo en la necesidad de poner más atención a lo que escribo y el cómo lo escribo.

Por lo mismo, y en comprensión a esta iniciativa personal de caracter formativa, pido de antemano mi más atenta disculpa si llego a escribir alguna palabra de forma “desproporcionalmente” inaceptable como “Havia una vez…” o “Grazias a Dios…”.


¿Por qué será?

17 octubre 2011

A lo largo de mi vida he creado y experimentado con varios blogs de muchos otros temas.

He escrito blogs sobre “creatividad e innovacion”…
He escrito blogs sobre “orientación vocacional”…
He escrito blogs sobre “generación de ideas”…
He escrito blogs sobre “dirección de empresas”…

¡Todos han fracazado rotundamente!

E único que ha logrado despegar ha sido este, Diario de un Católico (según las estadísticas de WordPress, en promedio se contabilizan 5,000 visitas al mes)

Pareciera que este blog tiene algo de especial que mis otros proyectos no tuvieron. Es como si esta iniciativa estuviera bien cimentada desde el origen, desde la idea.

Y cómo no habría de estarlo, si el concepto principal gira en torno a la idea más simple pero poderosa de todas: Dios.

Me encanta creer en Dios, me encanta hablar y escribir de Él. Creo que esa es la causa del éxito de este blog…

Desde luego que tambien les agradezco a quienes todos los dias se toman un poco de su tiempo para leer y comentar mis publicaciones. Por ustedes, queridos lectores, en verdad trato de hacer mi mejor esfuerzo todos los dias, no solo escribiendo, sino tambien viviéndo lo que predico en cada publicación.

Así que aquí seguiremos… Al pie de la letra de este proyecto, que nunca ha sido mio, sino de Jesucrito, quien me patrocina y me motiva a continuar.

¡Gracias Dios! ¡Gracias a ti querido lector!


Sería más fácil…

14 octubre 2011

Definitivamente sería más fácil…

“No comprometerse con una religión y vivir inventando códigos de ética conforme se me fueran presentando las situaciones en el día a día. Actuar como me vaya conveniendo…”

“No escuchar lo que dice mi consciencia y, de hecho, callarla de una vez por todas para que me deje de estar estorbando…”

“No asumir una postura concreta y firme ante temas supuestamente “delicados” como el aborto, la homosexualidad y la pena de muerte. Que otros, quienes hacen las leyes, decidan por mi…”

“Dejárse llevar por el sentir del día y nunca tratar de controlar mis impulsos primitivos como en hambre, la ira o la sensualidad…”

“No seguir a ningún lider espiritual en concreto y asumirme como mi propio modelo de vida. Total, si me equivoco o no, nadie estará para imoedírmelo…”

“No ir a misa y en su lugar mejor quedarme a ver el fútbol, dormir un poco más o simplemente encontrar algo más agradable que hacer…”

“No hablar de Dios ni de esas cursilerías. Bien dicen que el que no conoce no se equivoca…”

Si… desde luego que todo eso sería más facil…

Pero yo no vine a este mundo para vivir una vida fácil, sino retadora y emocionante.

Una vida en donde las caidas me indiquen que me debo de levantar de nuevo.
No, no quiero buscar en sendero simple y sin complicaciones. Prefiero la aventura árdua y dificil, pues si elijo esta vía…

…el premio será más meritorio.

“Lo fácil todos, lo difícil pocos”


En donde estaría Cristo…

14 octubre 2011

Me pregunto….

Si Cristo decidiera que vuelve a la tierra a hacer lo mismo que hizo hace más de 2,000 años… ¿En donde lo haría?

¿Lo veríamos en África aliviando y curando la desnutrición?

¿Lo veríamos en Asia aliviando a las masas?

¿Lo veríamos en Europa reconquistando  sus pueblos?

¿Lo veríamos en Amércia Latina reconciliando a sus pueblos?

¿Lo veríamos en Estado Unidos explicando la verdadera riqueza?

¿En donde estaría llevando su labor misionera?

Pensemos que esta no es una idea de una posibilidad lejana ya que, de hecho, Cristo ya lo está haciendo.

De la mano de millones de católicos en todo el mundo, misioneros, sacerdotes, laicos, obispos, Jesucristo está recorriendo el mundo entero volviendo a predicar el mismo mensaje que nos trajo hace 2,000 años.

Cristo no estaría estar en algún lugar en especial, por que de hecho, ya lo está en estos precisos momentos.

Ahí en donde estás tú, actuando según sus enseñanzas, ahí mismo está Dios en el mundo.


A %d blogueros les gusta esto: